La flecha motriz y el sauna de los miserables
Cuando decidí entrar en el pasillo umbralezco de la consecutividad acontecidas en acciones que irremediablemente van de pasado a futuro; me pasó por enfrente en paso muy febril, con cinetos de nombres, con cientos de lágrimas, de sangre, de dolor, llevado a manera de ⋯